Blanqueamiento dental

En la odontología estética, el blanqueamiento dental es un tratamiento dental estético fundamental, logra reducir varios tonos el color original de las piezas dentales, dejando los dientes más blancos y brillantes.

Es el tratamiento más lógico después de un tratamiento de ortodoncia exitoso y finalizado. El post tratamiento es muy leve y breve: no se deben comer alimentos con colores oscuros, por ejemplo: la remolacha, las espinacas, los arándanos, café, vino, la salsa de soja… que pueden manchar nuestros dientes, que captan esos pigmentos.

Este cuidado solo hay que tenerlo los primeros días, porque el poro del diente ha de terminar de cerrarse. Puede producir algo se sensibilidad en los dientes y alguna manchita blanca en las encías, estos unos días más tarde desaparecen.

Abrir chat